Soy autónoma. Algo nada raro si trabajas en el mundo de la arquitectura. La historia llega cuando la vida de entrega de la escuela (sí, ésa que creías que se terminaría una vez finalizada la carrera) se cuela en tu vida. Siendo 2 autónomos sin niños, no podemos decir que lo lleváramos mal (aunque las noches de entrega se hacen más pesadas conforme la edad va avanzando).

Y llegaron los pequeños. La jornada se hace muy intensa por la mañana aprovechando sus horas en la guarde o el cole, aprovechas también sus siestas para seguir trabajando, disfrutas las tardes con ellos jugando y por la noche, cuando se acuestan, sigues trabajando. Y si hay entregas (concursos, proyectos que se alargan en el tiempo,…), sacrificas los fines de semana y los donas a la familia y vas a toda prisa para poder verlos un rato. Con el consuelo de que jugando con los primos están pasándolo genial.

En este segundo embarazo no creí (ni creo) poder ser capaz de estar trabajando hasta el último día, así que decidí apretarme estos primeros meses para no quedarme atrás: concursos colaborando con otros profesionales, licitaciones, terminar proyectos atrasados, informes, congresos, encuentros, finalización del doctorado, entregar presupuestos y verlos con otros compañeros por si yo no podía después hacerme cargo, etc. ¿En qué ha quedado todo esto? En que he petado. Mi cuerpo me ha dicho a mis 20 semanas de gestación que pare. Tras tantos viajes estas semanas para participar en jornadas de patrimonio y participación ciudadana, correcciones de tesis, reuniones para terminar varios proyectos, etc, etc… no puedo caminar. Reposo relativo es lo que me han recomendado. Por suerte, no hay riesgo ni para mí ni para el bebé. Mi estado físico, sin embargo, sí está comprometido.

Al reposo relativo, al día siguiente de ir a urgencias, no pude hacerle mucho caso: tenía 2 reuniones que me daba muchísima pereza anular (ya nunca sabes cuándo van a poder ser), una visita de obra ineludible y entrega de papeleo. Como por la mañana me levanté bien, decidí que esto tampoco sería mucho esfuerzo. Error fatal: volví a petar por la tarde. Mi segundo día ya me lo he tomado en serio. Con el pensamiento de: es mejor parar 2 días a estar 3 semanas jodida sin poder trabajar al 100%. Ésa es la realidad. Una vez que sabes que tu bebé está bien y tú también, lo segundo es pensar en terminar trabajos para que no se queden colgados o para no quedarte sin la opción de acceder a ellos.

Y es que, es muy fácil que te recomienden reposo relativo. Pero si no hay riesgo para el bebé o la madre, no hay baja y no hay ingresos (leer condiciones de la Seguridad Social, que es mi caso). Toca trabajar hasta el último día. ¿Quién hace mi trabajo si yo no puedo? Nadie. Todo se para, menos el teléfono, que no deja de sonar. ¿Me esperarán, se adelantará alguien, perderé este trabajo, me volverán a contratar? Todo un sinfín de preguntas que rondan mi mente (y la de muchas otras).

Mi madre me decía que ella subía los 4 pisos de nuestro edificio conmigo montada en el carrito y embarazada de 9 meses de mi hermano, que subía la compra, limpiaba y no paraba en todo el día (como la frase típica de madre); que qué nos estaba pasando en general. Teníamos muchos problemas. Y me hizo pensar que el esperar al momento perfecto, esperar la estabilidad en mitad de la crisis económica que azotó (y azota) el país, el no querer parar la formación y acumular experiencia para el currículum,… Todo esto nos ha hecho ser mamás muy tarde. En mi caso, 10 años después de lo que lo fue mi madre. Y eso, aunque nos creamos jóvenes, deportistas, sanas y guays, se tiene que notar.

Todavía queda mucho por conseguir… Y pese a todo, se han introducido mejoras como la ampliación de la baja de paternidad (esos compañeros de vida que nos apoyan en todo), la reducción de la cuota de autónomos una vez finalizada la baja por maternidad (tarifa plana para madres autónomas que habiendo cesado su actividad reemprendan su negocio antes de dos años después del cese) y el ingreso de la base reguladora de manera íntegra durante esos 4 meses (16 semanas).

 

 

 

Anuncios

Venir con las pilas cargadas del I Encuentro de Patrimonio de Proximidad. Eso es lo que nos ha pasado. Y lo contamos porque venir emocionados de unas jornadas, no es algo tan habitual. Como os contamos aquí, este I Encuentro de Patrimonio de Proximidad ha estado destinado a dar a conocer las iniciativas de activación del patrimonio en el territorio andaluz basada en la movilización para su salvaguarda y en la complicidad de la comunidad y los agentes. A lo largo de las presentaciones, se ha visto un cambio paradigmático: el reconocimiento a los habitantes, el cederles un puesto protagonista en la toma de decisiones, en incluir a la población en una exposición museística, integrar el papel de la mujer en la historia a través de los museos, dar a conocer el patrimonio de un territorio a sus habitantes para que lo protejan, lo respeten y lo disfruten y que su éxito no resulte una carga turística para los municipios, cómo asociaciones culturales y vecinales hacen más por preservar su patrimonio que las propias administraciones, cómo se produce a partir de aquí la escucha activa,… todo esto y más, aprendimos el 7 y 8 de mayo. Como dijo Isabel Luque, fue un “mapa vital de experiencias e iniciativas en torno al patrimonio”. Todas estas buenas prácticas entrarán a formar parte de la red de agentes del patrimonio cultural, como grupo redactívate. El pertenecer a este grupo y no sentirnos solos reivindicando un urbanismo participativo que nazca desde abajo hacia arriba, que implique a la ciudadanía, que incluya su conocimiento en los proyectos técnicos y sobretodo, que no sea un maquillaje político en la intervención urbanística y urbana, nos hace sentirnos más fuertes y más convencidos de seguir trabajando en este sentido: como técnicos facilitadores entre políticos, técnicos y residentes/usuarios/habitantes (entre todos, hacemos, somos, ciudadanía).

20180507_1433_7926-w

Sí, la crisis nos dio la oportunidad de parar, de hacer realidad un sueño que teníamos en la escuela y que de haber salido ya con trabajo en un estudio y sumergidos ya en la vorágine de los proyectos, quizás no hubiéramos podido dedicarle tiempo. Ni especializarnos, ni conocer otras formas de hacer ciudad, ni materializar ese deseo.

Vamos a seguir tejiendo redes, conexiones y sinergias con otros colectivos, asociaciones, instituciones, etc. ¿Qué falta, qué pedimos? Abogamos por una participación ciudadana que no sea mero postureo, apoyada por instituciones y administraciones que piensen a largo plazo (más allá de las elecciones) y crean en estos procesos transversales de gestión urbana (social, económica, cultural, medioambiental, etc), perspectivas integrales que favorezcan la colaboración entre concejalías y los trabajos interdisciplinares, para lo cual es imprescindible contar con técnicos (municipales o autónomos) y ciudadanos implicados que se involucren en este tipo de proyectos.

 

 >> Listado de iniciativas participantes en el I Encuentro Patrimonio Proximidad

Sabemos que hace unos años hubo un Jane’s Walk en Jaén, aunque hemos sido incapaces de encontrar información. ¿Y qué es un Jane’s Walk? Es un evento que se celebra de forma anual y que está organizado por ciudadanos que cuentan la historia y el devenir de sus barrios, animando a todo el que participa a compartir memorias, desgranar el funcionamiento urbano de su vecindad y fomentar una vida animada de acera.

Estos paseos emplean el fantástico método de caminar como técnica para aumentar la cohesión vecinal; también para observar, explorar, analizar, escuchar, aprender y compartir barrio de forma colectiva, “para imaginar ciudades mejores”. Es una manera de hacer protagonistas a los residentes de un barrio, los auténticos conocedores del funcionamiento de sus comunidades y que (al menos hasta ahora) han estado apartados del proceso de hacer ciudad, cedido a técnicos y políticos. Están inspirados en los textos de Jane Jacobs (1916-2006), periodista, activista y divulgadora científica teórica del urbanismo y activista politicosocial, nacida en los Estados Unidos y autora de “Muerte y vida de las grandes ciudades”. En su libro, publicado en 1961, “critica fuertemente las prácticas de renovación urbana de los años cincuenta, aportando ideas innovadoras y todavía vigentes sobre cómo funcionan las ciudades, cómo evolucionan y cómo fracasan. La autora defendía los usos mixtos, el espacio público y la diversidad dentro de las ciudades, en contraposición a la oleada de modernismo y planificación que apostaba por la ciudad racional y zonificada caracterizada por grandes polígonos de viviendas, zonas comerciales y zonas de trabajo conectadas por grandes vías de comunicación basadas en el automóvil” (Urbaning).

Los recorridos, derivas o paseos de Jane surgen a partir de su muerte, formándose en Toronto la asociación Jane’s Walk para divulgar su legado y sus ideas. Se celebra el primer fin de semana de mayo (coincidencias: en España el primer domingo de mayo es el día de la madre) y cada vez son más ciudades las que se unen. Como siempre nosotros, estamos pensando en #Jaén.

jjw_logo_2012-1_web

Es una manera de acercarse al conocimiento local, basado en lo cercano, cotidiano, subjetivo, emotivo, concreto y vivencial. Un conocimiento que se ha obviado durante años en los proyectos urbanísticos y arquitectónicos y desde el cual abogamos en Estudio Atope como técnicos facilitadores para que los ciudadanos se conviertan en cUIdadanos y se apueste desde las administraciones por un urbanismo participativo de abajo hacia arriba.

Jane Jacobs ideas(Imagen realizada por James Gulliver Handcock)

 

 

Este I Encuentro de Patrimonio de Proximidad está destinado a dar a conocer las iniciativas de activación del patrimonio en el territorio andaluz. La activación del patrimonio está basada en la movilización para su salvaguarda y en la complicidad de la comunidad y los agentes.

proximidad

El objetivo es el reconocimiento de los protagonistas y la visibilidad de las iniciativas de buenas prácticas que servirán como futuros referentes. Estas buenas prácticas entrarán a formar parte de la red de agentes del patrimonio cultural, como grupo redactívate. Por lo tanto, podemos decir que el proceso participativo de Martos ya está dentro de dicho grupo.

El Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico (IAPH) organiza este Encuentro para la reflexión y para compartir experiencias sobre buenas prácticas en activación del patrimonio desde el ámbito local o de proximidad. El punto de partida es el ámbito local porque es el escenario más próximo a la ciudadanía y el que recibe directamente la impronta de sus inquietudes y necesidades. Por tanto, los agentes que participan de esta gestión, la administración local, el tercer sector y el privado, son los primeros en tomar conciencia.

La capacidad de dar visibilidad y hacer partícipe a la comunidad, de crear identidad o cohesión social, juega un papel muy importante en la justificación social y económica del patrimonio, en su salvaguarda y continuidad. Los municipios que han manteniendo una política de movilización patrimonial ejercen, desde lo público y lo privado, la resistencia a la pérdida de identidad local y a la pérdida de capital social.

La gestión local vuelve su mirada a las estrategias de activación directa, de contacto con la población. Se buscan fórmulas de movilización que hagan partícipe a la ciudadanía desde el disfrute, la educación formal o informal, la interpretación, la animación sociocultural, la museología social, el difusionismo, etc. El conocimiento especializado se transfiere a través de intermediarios públicos, privados, asociativos o voluntariado que consiguen la complicidad de la ciudadanía, por ejemplo en lo festivo y participativo, tomando los espacios públicos como un derecho a la vida cultural.

Proponemos la palabra activación en el marco de la gestión del patrimonio local, para englobar iniciativas de buenas prácticas que implican una actitud de movilización en torno al patrimonio y que cuentan en el proceso de ejecución con:

• complicidad ciudadana en el proceso
• implicación e impulso por parte de los agentes locales
• retorno social
• salvaguarda del patrimonio
• conocimiento y reconocimiento del patrimonio cultural

>> CONSULTA LAS INICIATIVAS SELECCIONADAS

>> REFLEXIONES TRAS EL ENCUENTRO

 

 

Participamos en el II Seminario-Taller del Plan Nacional de Arquitectura Defensiva: Nuevos usos y Puesta en valor de la arquitectura defensiva. El encuentro será en abril y tendrá lugar en la Escuela de Patrimonio Histórico de Nájera (La Rioja). Está organizado por el Instituto de Patrimonio Cultural de España (IPCE – Ministerio de Cultura) y la Fundación Cárdenas, y se enfoca a profesionales de la restauración y la intervención arquitectónica, profesionales de la arqueología y la conservación patrimonial, técnicos y responsables de las administraciones autonómicas y locales, técnicos y responsables del patrimonio militar y estudiantes de disciplinas relacionadas con el patrimonio (inscripción gratuita hasta el 16 de abril).

La arquitectura defensiva, en general, ha perdido el uso para el que fue concebida así como el reconocimiento de sus valores patrimoniales. Sin embargo, es bien sabido que el uso es uno de los pilares que asegura la conservación y el mantenimiento de los edificios. Se propone este seminario práctico para debatir, sobre la base de ejemplos de buenas prácticas, la manera de dotar a la arquitectura defensiva de usos compatibles y respetuosos que rescaten los valores perdidos para traspasarlos a la sociedad y a las generaciones venideras. Se trata de buscar recomendaciones, estrategias y metodologías que aporten mejoras en los proyectos para la correcta recuperación arquitectónica y cultural. Además, se pretende que estas recomendaciones contribuyan a revalorizar el territorio, reviertan en la población local potenciando su sentido de pertenencia y permitan que el impacto turístico les favorezca y no altere la convivencia local.

Os dejamos la información del curso (programa, inscripciones, formalización de matrícula, etc) en estos dos enlaces:

>> Instituto de Patrimonio Cultural de España: Acciones Formativas

>> Fundación Cárdenas

Las líneas temáticas serán Gestión pública y privada de la arquitectura defensiva, Investigación para puesta en valor de la arquitectura defensiva, Puesta en valor de sitios y conjuntos arqueológicos fortificados y Difusión y transmisión de los valores del patrimonio fornicado. En esta última se enmarca nuestra ponencia, acerca de procesos participativos en conjuntos históricos degradados que apuestan por la rehabilitación de su patrimonio y la regeneración de sus calles con estrategias participativas.

PROGRAMA Seminario PNAD Nájera 2018

IMG_2064

 

 

Hoy nos ha conmovido una historia que, a priori, parece sencilla. De ésas que piensas: “ojalá se me hubiera ocurrido a mí”. En la ETSAGr (Escuela Técnica Superior de Arquitectura de Granada), tras las notas finales de entregas y exámenes cuatrimestrales, había siempre un espacio desangelado que se llenaba de maquetas de proyectos y de carpelines en todos los formatos conocidos y por conocer de proyectos entregados, evaluados, firmados… y abandonados. Un porcentaje recogía sus trabajos y otro lo dejaba allí tal cual (y muchas veces te enterabas de que tu maqueta y tus formatos vagaban solos por mesas y suelos porque no habían sido capaces ni de poner una triste nota en plan “recoja su trabajo en tal aula”).

© Marleni Primavera / Edición: D

© Marleni Primavera / Edición: D

En fin, que este proyecto que os vamos a contar nos ha encantado: con un fin social de donación, de sostenibilidad y reciclaje, Les da una segunda vida a las maquetas. Y también un “fin educativo que permita una interacción de aprendizaje entre los niños”. La fórmula es simple: “conseguir las maquetas, contactar a las comunidades u organizaciones, entregarles a los niños todas las donaciones y listo”.

Y es que según el artículo de Plataforma Arquitectura: “tanto esfuerzo no puede terminar así […] Una maqueta ha sido hecha con tanto esmero, pasión, sabiduría, arte -dinero, lágrimas, kilos de más- y hasta amor por tantas horas de entrega, que puede cobrar nuevas vidas. Estos pequeños y enigmáticos mundos de cartón pueden ser transformados en lo que la imaginación quiera y a la vez pueden transformar la vida de otros […] FUNDACIÓN MARTE recolecta maquetas para que los niños puedan reutilizarlas como se les ocurra, dándoles una nueva vida; continuando así el ciclo de aprendizaje”.

© Enrique Llatas / Edición: D
© Enrique Llatas / Edición: D
 

>> LEER MÁS AQUÍ  <<

“En línea con los objetivos de investigación y docencia —y con la aspiración de proporcionar el espacio donde se constituya el foro de encuentro entre profesionales y estudiantes, interesados en debatir cómo arquitectura, ciudad y negocio pueden integrarse en un modelo regenerador y sostenible—, la Cátedra Metropol Parasol convoca las V Jornadas sobre “Gestión Económica y Técnica de Espacios Urbanos de Turismo, Comercio y Ocio”: convergencia empresa, administración y universidad ante los nuevos retos en destinos turísticos urbanos.
La actividad se celebrará durante el primer cuatrimestre del curso 2017-2018, desde noviembre de 2017 hasta febrero de 2018″.

Mañana, martes 6 febrero, participaremos como ponentes en la Exposición Temática Proyectos Concursos I-II-III “Tu proyecto: tu ciudad“ contando el primer premio que obtuvimos con nuestro proyecto plantEAT en la edición 2015. El lugar será en la Escuela Técnica Superior de Arquitectura-Universidad de Sevilla de 16:30 a 21:30 horas.

Para hacer un poco de memoria, el proyecto se gestó bajo un equipo multidisciplinar de las Universidades de Granada, Sevilla y Jaén; y devolvía las huertas urbanas y la actividad agrícola a la judería de Jaén, empleando para ello un solar abandonado en pleno corazón del Conjunto Histórico medieval.

Junto a un equipamiento para el barrio consistente en una cafetería y aulas para talleres urbanos alojados en contenedores marítimos reciclados, se proponía reutilizar los productos obtenidos en las huertas para convertirlos en espacios prácticos vivos. Además, se quería dotar de una función de interés social para la ciudadanía al incluir actividades lúdicas, educativas y culturales en una programación continua. La sostenibilidad económica se basaba en el alquiler y explotación de espacios y en la oferta formativa.

El jurado premió “la innovación del proyecto presentado con el lema planEAT, por proponer una idea innovadora y sostenible, que cuenta con un adecuado análisis básico inicial de los elementos técnicos y económicos exigidos, así como a la aportación de la documentación oportuna en una primera fase, para la posterior redacción de un proyecto técnico y económico más desarrollado”.

 

A %d blogueros les gusta esto: